Emilio Moro se alía con Vodafone para crear la bodega del futuro

Emilio Moro se ha aliado con Vodafone para crear en España la bodega del futuro, en la que se implementará las tecnologías ligadas a IoT (Internet de las Cosas), la inteligencia artificial y la tecnología satelital para maximizar el rendimiento y minimizar el impacto ambiental de la producción del vino.

En concreto, la bodega vallisoletana impulsa su apuesta por la innovación con esta alianza con Vodafone para crear de forma conjunta una bodega de alta calidad, sostenible y gestionada digitalmente a través de una red de sensores de campo en los viñedos y de la aplicación de inteligencia artificial, Big Data y tecnología satelital al campo con el fin de maximizar el rendimiento y minimizar el impacto ambiental de la producción de vino, según ha informado en un comunicado.

A través de la solución ‘Sensing4Farming’ de Vodafone, se instalará en los viñedos de Emilio Moro una red de sensores que, junto a imágenes de satélite obtenidas en alta resolución y a tiempo real, permitirán a la bodega medir factores ambientales clave como la humedad, la temperatura, la conductividad del suelo y la absorción de agua, así como el vigor y la salud de las propias vides.

El presidente de Bodegas Emilio Moro, José Moro, ha reiterado durante la presentación del acuerdo que la “innovación es clave” en su filosofía. “Es por eso que estamos trabajando con Vodafone para aprovechar los beneficios de tecnologías como ‘Internet de las Cosas’ y las imágenes satelitales. Después de todo, son los innovadores de hoy que crearán la tradición del mañana”, ha indicado.

Por su parte, el presidente de Vodafone España, Francisco Román, ha subrayado que el Internet de las Cosas, los datos satelitales y la inteligencia artificial ya “están transformando la industria y las ciudades”. “Ahora, transformarán también nuestro campo y la agricultura. Vodafone está encantada de trabajar con Emilio Moro para ayudar a crear los viñedos del futuro, más eficientes y sostenibles”, ha señalado.

De esta forma y gracias a la inteligencia artificial y la aplicación de tecnologías basadas en Big Data, esos datos serán procesados al instante y enviados de forma inmediata a las herramientas móviles de los enólogos y técnicos de la bodega que podrán conocer con precisión la cantidad ideal de riego y fertilizante que necesitan sus vides en cada momento, así como decidir qué áreas necesitan ser podadas o cuándo cosechar.

La bodega del futuro es, además, una bodega respetuosa con el medio ambiente. Los sensores desplegados en el terreno utilizarán una conectividad NB-IoT de Vodafone, que permite utilizar baterías de larga duración o pequeños paneles solares de muy baja potencia, mejorando significativamente el consumo energético en la transmisión inalámbrica de la información y su eficiencia espectral.

Los beneficios generales de la solución ‘Sensing4Farming’ incluyen la reducción de costes en la producción, debido al consumo reducido de agua, fertilizantes y energía, el aumento de la cantidad y calidad de la producción y un menor impacto ambiental debido al uso reducido de fertilizantes.